miércoles, 22 mayo, 2024

El consumo de carne cayó un 18% y Chubut no es la excepción

Los datos los arrojó un informe de la Cámara de la Industria, Comercio y Derivados de la Argentina. Ricardo Irianni, presidente de la Sociedad Rural del Valle, resaltó que bajó un 20% la producción de carne vacuna.

Cayó el consumo de carne en todo el país

Un nuevo informe de la Cámara de la Industria, Comercio y Derivados de la Argentina (Ciccra) arrojó datos alarmantes sobre el consumo de carne vacuna en el país, en marzo, la ingesta por habitante se desplomó un 18,6% en comparación con el mismo mes del año pasado, alcanzando un promedio anual de solo 50 kilos por persona. Esta cifra representa una caída del 4,2% respecto al promedio anual de 2023 y marca un mínimo histórico en la historia reciente del país.

Según el informe, la principal causa de esta estrepitosa caída se encuentra en la crisis que atraviesa el país, impactado directamente en la demanda de carne vacuna por parte de los consumidores. A esto se suma el constante aumento en los precios, que en marzo experimentó un incremento del 0,7% respecto a febrero, acumulando un alza del 9,5% en lo que va del año.

El Valle De Chubut No Escapa A La Baja En El Consumo De Carne

Caída del consumo de carne en Chubut

“Cuando hablamos de carne, puntualmente hablamos de carne vacuna, que está arraigada en la tradición, la cultura y la historia argentina”, señaló Ricardo Irianni, presidente de la Sociedad Rural del Valle en Chubut. “Sin embargo, si somos estrictos, al hablar de carne debemos considerar todo tipo de proteína. En particular, la producción de carne vacuna bajo más de un 20% con respecto al año anterior para esta época”, agregó.

Si bien la caída del consumo de carne vacuna es preocupante, también desde hacer varios años comenzaron a cambiar las preferencias de los consumidores. En los últimos años, se registró un aumento significativo en el consumo de carne de pollo y cerdo, como así también el consumo de pescado.

“Recuerdo que cuando estaba estudiando en la universidad, el consumo de carne porcina era muy bajo, al igual que el de carne de cerdo, que estaba por debajo de los 10 kg por persona al año. El consumo de pollo rondaba los 10 kg, mientras que el de pescado apenas alcanzaba 1 o 2 kg”, indicó Irianni. “Aunque la carne vacuna ha bajado un punto histórico. En 1920 consumíamos 45 kilos de carne vacuna por persona, este año estamos en 42 kilos, es una marca histórica baja”, remarcó.

Desafíos para la ganadería

Esta nueva realidad presenta importantes desafíos para el sector ganadero de la provincia. Los productores deben enfrentar una serie de dificultades, como el aumento de los costos de producción, la falta de reglas claras de juego y la disminución del stock ganadero, debido al tiempo que lleva la crianza y venta de las terneras.

“En áreas como los departamentos de Telsen, Gaiman y Biedma, así como en toda la zona de influencia de la Sociedad Rural, están quedando muy pocas ovejas“, señaló Irianni. “Esto ha llevado a muchos productores a vender sus ovejas y comprar vacas. Por ejemplo, de los 168 productores que había en el departamento de Telsen, ahora quedan menos de 10, esto es una luz de alerta para ver como se sigue”, concluyó.


Suscribite a nuestro Newsletter

Últimas notas más leídas
No data was found

También te puede interesar

Lo más leído en 7 días